fbpx

Herpes labial

Base de conocimientos para tu salud.

También conocido como herpes oral o febril, corresponde a una infección muy habitual que se manifiesta en los labios, encías o boca. Se trata de ampollas pequeñas que contienen líquido y generalmente se aglomeran y forman manchas. Estas ampollas se revientan, y cuando pasa, se forma encima una costra, para posteriormente ir sanando de dos a cuatro semanas.

Esta afección es ocasionada por el virus del herpes simple tipo 1, por su abreviación, (VHS-1). Cuando el virus ingresa por primera vez al organismo, se mantiene adormecido o inactivo, pero puede activarse y comenzar a dar señales. No obstante, el virus del herpes tipo 2, (HSV-2), que ocasiona el herpes genital, también puede ocasionar llagas en la boca.

Los síntomas del herpes labial van a depender de la complejidad de la alteración y si se trata de la primera aparición o una reiteración. Las segundas apariciones de las ampollas suelen manifestarse en el mismo lugar donde estuvieron la primera vez, la diferencia es que la intensidad es menos. Los signos incluyen:

 

Fiebre

Dolor de cabeza

Malestar de garganta

Dolores musculares

Dificultad para tragar

Inflamación de los ganglios linfáticos

Los herpes labiales se tratan, habitualmente, con fármacos antivíricos, los cuales ayudan a disminuir la intensidad y la frecuencia de los mismos. Además, pueden tratar los síntomas, sin embargo, no erradican la afección de raíz. Por otro lado, los médicos también recetar cremas y pomadas, aunque estas tampoco representan un remedio permanente. Por su parte, el dolor, se puede tratar con ciertos analgésicos, sin embargo, cualquier tratamiento debe ser señalado por el especialista.

Los tratamientos en esta página son solamente sugerencias. Le recomendamos que consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamiento para esta enfermedad.

Publicidad
  
Back to top button
Close

Adblock detectado

Por favor considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios.