Compartir
- Publicidad -

Para algunas personas, el asma representa un problema menor, mientras que para otras, es grave e interrumpe sus actividades diarias.

 

Asma

¿En qué consiste el asma? Se trata de una afección de los pulmones que ocasiona que las vías respiratorias se obstruyan porque se hinchan y estrechan. Así que si estás produciendo exceso de mucosidad, te cuesta respirar, tienes una tos que no cesa, te falta el aire y sientes un silbido al respirar, probablemente tengas un episodio de asma.

“En los Estados Unidos, el asma afecta a aproximadamente 26 millones de personas, muchas de las cuales pueden no ser conscientes de que la tienen, especialmente si sus síntomas no son severos”, según The American College of Allergy, Asthma & Immunology.

¿Cómo saber si lo que tengo es un ataque de asma?

Una forma sencilla de saber si padeces de asma, es saber cuáles son los síntomas de la afección para después identificarlos en ti. Los signos más comunes incluyen:

  • Tos
  • Sibilancias
  • Pérdida del aire
  • Dificultad para dormir
  • Opresión o dolor en el pecho

Sin embargo, los síntomas no siempre son iguales en todas las personas. En algunos casos los signos se manifiestan en momentos específicos, mientras que en otros, siempre están presente. Asimismo, la intensidad y frecuencia puede variar.

¿Por qué se produce el asma?

- Publicidad -

Hasta los momentos, los especialistas no han logrado determinar cuál es el origen certero del asma o de donde procede, aunque si han señalado que es muy posible que factores hereditarios, es decir, genéticos y ambientales, interactúen y produzcan la afección. Estas causas consideran:

  • Contacto con ciertos alérgenos
  • Antecedente de asma en padres
  • Tendencia heredada a desarrollar las alergias
  • Determinadas infecciones respiratorias durante la niñez

Factores de riesgo

Como ya mencionamos, el asma no tiene una causa específica hasta ahora, no obstante, si se identifican elementos desencadenantes. Estos incluyen:

  • Tener sobrepeso
  • Ansiedad y estrés
  • Emociones fuertes
  • Mal hábito de fumar
  • Infecciones respiratorias
  • Conservantes de alimentos
  • Cambios bruscos de temperatura
  • Actividad física, deporte o ejercicios
  • Contaminantes o sustancias del aire
  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico

Manejo del asma

Por ahora, no hay una cura para el asma, pero si existen muchos tratamientos para tratar sus síntomas y controlar la afección. Otra cosa importante, es aprender a evitar los desencadenantes del asma. Acudir a un especialista que haga las indicaciones pertinentes y brinde buenos consejos, te permitirá tener una buena calidad de vida a pesar de esta condición.

¿Se puede prevenir el asma?

No, la verdad es que no existe una formula específica para evitarla, lo que si puedes hacer con la ayuda de tu medico es controlarla y bajar lo más posible el nivel de gravedad o complicación. Por ello, es fundamental vacunarse contra las influenzas, cuidarse para no contraer resfriados o neumonía, controlar la respiración, aprender a identificar a tiempo los ataques de asma, cumplir las instrucciones médicas, y claro, evitar los factores originadores.

 

 

MedicosTVArtículo Original de MedicosTV |  Revisado y Editado por el equipo editorial de MedicosTV

Fuentes:
American Academy of Allergy, Asthma & Immunology. Página web. Disponible en: https://bit.ly/1VDHEzJ
American College of Allergy, Asthma & Immunology. Página web. Disponible en: https://bit.ly/2JURq1I
National Heart, Lung, and Blood Institute. Página web. Disponible en: https://bit.ly/2JSIKYA
Fotos por Freepik
© 2016-2018 MEDICOSTV, LLC. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here